FONDOS DE INVERSION

Loading...

miércoles, 17 de noviembre de 2010

VALOR ANUAL EQUIVALENTE

VALOR ANUAL EQUIVALENTE
Como se demostró, el valor presente neto es el criterio de decisión correcto para seleccionar proyectos mutuamente excluyentes, siempre y cuando sus vidas sean iguales. No obstante, este método tiene limitaciones al valuar proyectos mutuamente excluyentes con vidas desiguales que pueden repetirse en el futuro. El motivo es que el VPN asume que los proyectos solo se realizarán una sola vez, es decir, que no se pueden renovar en el futuro. Si este supuesto es realista para una empresa, el VPN conducirá a una decisión correcta de aceptación o rechazo, pero si los proyectos pueden repetirse en el futuro, es posible que la decisión tomada mediante este método no sea correcta.
Para solventar esta limitación se puede recurrir a una variación del método del VPN denominada valor anual equivalente (VAE). Para ilustrar este método, considere los datos de los proyectos V y W que se presentan en el Cuadro 5–10. Si el costo de capital de la empresa que está evaluando estos proyectos fuera del 14 por ciento, el VPN del proyecto V sería de $6,165 y el del proyecto W sería de $7,687, por lo que debería preferirse el proyecto W. Dado que los proyectos tienen vidas desiguales el análisis está inconcluso y, en realidad, debería seleccionarse el proyecto V. A lo largo de un periodo de 6 años, los beneficios del proyecto W se recibirían una sola vez, no obstante, los beneficios del proyecto V se recibirían en dos ocasiones en ese mismo periodo si el proyecto se renovara. Para poder hacer las comparaciones correspondientes se usa el VAE, el cual supone que los proyectos se pueden renovar indefinidamente en el futuro.
El cálculo del VAE se divide en tres pasos. El primero consiste en calcular el VPN de cada proyecto de la forma ordinaria. Del ejemplo sabemos que VPNV = $6,165 y que VPNW = $7,687 al costo de capital del 14 por ciento. El segundo paso sería encontrar una anualidad que tuviera el mismo valor presente que el VPN de cada uno de los proyectos. En el caso de los proyectos V y W tendríamos:
La anualidad de $2,655 durante 3 años del proyecto V llevada a valor presente equivale a $6,165 que es el VPN de este proyecto. Esta anualidad es precisamente lo que se conoce como valor anual equivalente. Un VAE por $1,977 durante seis años equivale al valor presente de $7,687 del proyecto W. Expresado de otra forma, el proyecto V tiene un VPN que equivale a recibir un flujo de efectivo uniforme de $2,655 por año durante los 3 años siguientes, en tanto que el VPN del proyecto W equivale a recibir un flujo uniforme de $1,977 cada uno de los próximos 6 años.
Suponiendo que los proyectos se pueden renovar indefinidamente en el futuro, el tercer paso sería encontrar el VPN de cada proyecto suponiendo un horizonte infinito de inversión. Para realizar este cálculo se toma el VAE de cada proyecto y se asume una perpetuidad, para luego calcular el valor presente de dicha perpetuidad. Esto es:
VPN de horizonte infinito proyecto V
VPN de horizonte infinito proyecto W
El VPN de horizonte infinito del proyecto V supera al VPN de horizonte infinito del proyecto W, por lo que debería seleccionarse el proyecto V. Pese a esto, es necesario enfatizar que el análisis del VAE es válido solamente si existe una posibilidad amplia de que los proyectos puedan repetirse con las mismas características más allá de sus vidas originales. En la realidad prevalecen algunas condiciones que actúan en contra de este supuesto, por ejemplo la inflación o la dificultad de estimar la vida de una serie de proyectos que se repiten indefinidamente.


1 comentario:

  1. El estilo del blog simplemente hace que a nadie el provoque leer lo que esta escrito en él.

    ResponderEliminar